¿Vino para recetas? Te contamos cómo utilizarlo en la cocina

Blog, Curiosidades

Es innegable que nos gusta el vino, faltaría más. Olerlo, beberlo, compartirlo con amigos y comida, tomar una copa mientras cocinamos… ¡Y ahí queríamos llegar! Además de beberlo mientras cocinamos también podemos cocinar con vino. Hoy escribimos sobre cómo preparar una salsa al vino tinto con la que tú y tus comensales acabaréis mojando pan. Aprovecharemos para comentar otras recetas con vino tinto.

Ponte el delantal… ¡Comenzamos!

 

El vino en tu cocina

El vino es un ingrediente excelente para incluir en nuestra cocina ya que puede potenciar el sabor de nuestros platos aportando aromas, intensidad de sabores y color. Pero, además, lo es por sus propiedades naturales y beneficiosas para la salud como polifenoles que ayudan a retrasar el envejecimiento celular por su efecto antioxidante; melatonina, una proteína que ayuda a regular los ciclos del sueño; y resveratrol, que aporta un extra de energía a nuestro organismo, entre otras muchas.

Si hay algo que no puede faltar entre tus recetas con vino tinto es saber cómo elaborar una salsa mediante una reducción de vino. Por regla general, el vino en la cocina tiene dos funciones principales: maridar guisos y carnes para ablandarlas y darles un sabor especial, o elaborar salsas mediante una reducción de vino.

El vino tinto siempre será una opción acertada para elaborar salsas que acompañen a carnes rojas y blancas, pero eso no significa que no puedas usar reducciones de vino tinto para acompañar pescados como el salmón o el atún.

 

Salsa o reducción de vino tinto

Elaborar una reducción de vino tinto es muy muy sencillo, sólo tienes que tener paciencia, como todo en esta vida. Usamos:

-Usa un vaso de vino tinto y tres cucharadas de azúcar.
-Pon el vino a cocer a fuego medio, removiendo despacio (ponte música de fondo y verás que el tiempo pasa más rápido), y espera a que se evapore la mitad de su volumen.
-Añade las tres cucharadas de azúcar y sigue removiendo.
-Baja el fuego una vez veas que el líquido se va volviendo más denso. Apaga el fuego y déjala reposar. Et voilà! -Recuerda que el objetivo es conseguir una salsa concentrada, casi melosa.

En el caso de que quieras realizar una salsa más elaborada puedes empezar añadiendo un vaso de caldo de carne o de pollo. Además, no dudes en agregar una cucharada de los jugos y grasas que haya soltado la carne.

 

Otras recetas con vino tinto

Son muchas las recetas con vino tinto que puedes llevar a cabo. Nosotros queremos compartir dos clásicos que además de sabrosos son fáciles de preparar.
Solomillo al vino tinto (¡Qué maravilla!)

Necesitamos:

-1 solomillo de cerdo
-½ cebolla
-1 vaso de vino tinto
-Clavo
-Nuez moscada
-Perejil
-½ limón
-Aceite de oliva
-Sal y pimienta

Corta el solomillo en medallones de 1 cm aprox y salpiméntalo. Dora los medallones un minuto por cada lado y retíralos. En otra sartén sofríe la cebolla picada y añade dos pizcas de clavo y dos de nuez moscada una vez esté pochada. Añade el vino tinto y mézclalo todo para posteriormente añadirlo a la sartén donde doraste los medallones. Deja reducir el vino casi a la mitad de su volumen y añade de nuevo la carne dejándolo todo al fuego un par de minutos más.

 

 

Pastel de chocolate y vino tinto

Por supuesto no os vamos a dejar sin postre. Ojo a esta maravilla. Para elaborarla necesitamos:

-Harina de repostería
-Azúcar
-Cacao en polvo
-Bicarbonato sódico
-Sal
-Aceite de girasol
-Esencia de vainilla
-Vino tinto
-Nata líquida para cocinar
-Chocolate negro

Precalienta el horno 180ºC y prepara el molde a usar engrasándolo con aceite (o mantequilla) y espolvorea cacao en polvo. En otro recipiente, tamiza la harina con el cacao en polvo, el bicarbonato de sodio, el café y la sal. Añade el aceite de girasol, el vino tinto y la esencia de vainilla y mézclalo todo, con movimientos suaves, hasta tener una masa homogénea. Vierte la mezcla en el molde y mételo en el horno durante 25-30 minutos. Una vez veas que está listo, sácalo y déjalo enfriar.

Para la cobertura, calienta en un cazo la nata con el vino añadiendo el chocolate negro troceado antes de que rompa a hervir. Retíralo del fuego y mezcla hasta conseguir una crema homogénea y déjala enfriar unos 20 minutos. Cubre el bizcocho dejando que caiga por los bordes.

Ahora es tu turno. Ponte manos a la obra y cuando tengas lista tu salsa o alguna de las recetas ¡no dudes en compartirla con nosotros por redes sociales! En @bodegas_covinas.

Si te ha parecido interesante este post, ¡no te pierdas ninguno de nuestros posts! Suscríbete a nuestra newsletter para conocer curiosidades sobre el apasionante mundo del vino.

 

 

Comparte el artículo

coviñasDenominación de Origen Utiel-Requenavinovino tinto
Entrada anterior
Sakura Wine Awards ensalzan la calidad del Enterizo Gran Reserva con un doble ORO
Entrada siguiente
Técnicas ecológicas para plagas en el viñedo: Cómo combatir la Lobesia Botrana

Nos puedes seguir en

Instagram
YouTube
LinkedIn

Últimos artículos